Todos los sombreros (inteligencias) al mismo tiempo

Durante el 4to día de un campamento de 6 días de duración, una compañero me confeso que el tema (o temas) del curso eran complejos. “¿Cómo complejos?”, le pregunte. “Son muchos temas”, me repitió; y es que de manera retrospectiva me di cuenta que en este tiempo habíamos recibido charlas, dinámicas y ejercicios en temas de la función del periodismo en la “era digital”, la composición de una sala editorial, conceptos de branding y linea gráfica, análisis de mercado, análisis de capacidades personales, introducción a una estrategia de contenido (engagement, viralidad, herramientas), herramientas de modelos de negocios (business model canvas, lean bussiness canvas), estrategias comerciales (audiencias vs espacios publicitarios, valor agregado), generación de ingresos; sin contar con los temas de hospedaje web, sistemas de manejos de contenido y diseño de presupuesto y control de finanzas de los últimos dos días.

Es una realidad que es imposible ser experto en todos los temas al mismo tiempo. Sin embargo, este no era un campamento de expertos en todo, sino de expertos en diversidad en temas, y diversidad en las experiencias que todos los participantes aportaron, incluyendo periodistas y editores de diarios impresos, medios nativos digitales, canales de televisión, activistas sociales, periodistas, y hasta agencias de comunicación y marketing digital. Mientras uno aportaba una solución para reemplazar Hootsuite o Photoshop con algo que ya existe en la web, otros daban tips para analizar el SEO de una web, o la experiencia de hacer radio en el norte o centro de Nicaragua.

En esta diversidad, navegar temas tan distintos como presupuesto o identidad visual era un reto, pero esta es la realidad de emprender. Tienes que aprender a usar múltiples sombreros al mismo tiempo, o dicho de otra manera, aprender a usar los distintos tipos de inteligencia al mismo tiempo (o encontrar a las personas que las tengan para formar tu equipo de trabajo).

Emprender en países como Nicaragua te hace enfrentar muchos retos personales y estructurales, pero si a esto le sumas la formación histórica que los comunicadores tienen, hasta la formulación de un presupuesto en Excel puede ser un problema, mientras tratan de mantener apego a los valores del periodismo, o como lo dijeron en su momento, “¿cómo le vendo publicidad a esta empresa pero al mismo tiempo no sentir, o no dar la percepción, que me están comprando?“.

Este curso era el Campamento de Emprendimiento Sostenible, impartido por Janine Warner, fundadora de Sembra Media, y patrocinado por la Fundación Violeta Barrios de Chamorro. Fue una semana muy provechosa para consultar y validar varias ideas y modelos de negocio, o que retos hay en común para ponerlas en acción y conseguir resultados.

Janine
Janine Warner

 

¿Qué pasa con los mormones?

En El Nuevo Diario hablaron hoy del sitio web Family Search, en donde la iglesia de los santos de los últimos días (los mormones) documentan el árbol genealógico de millones de usuarios. Según la nota en END, tienen 4 millones de registros de nicaragüenses en sus bases de datos, pero no porque haya 4 millones de mormones en el país, sino porque “Las fotos de actas de nacimiento, defunción y matrimonio que se encuentran en el sitio web, se tomaron con el permiso de las alcaldías”, según una integrante de la comunidad. Estos datos son útiles para ellos porque “esta denominación religiosa alberga la creencia de los “bautismos de fallecidos”, es decir, que aunque las personas hayan muerto pueden alcanzar la salvación y sus familiares pueden colaborar en el proceso, describe Rivera.”

Es decir, registran a los muertos sin preguntarles a los familiares. En la foto que ilustra esta noticia pueden ver una copia en baja resolución de lo que publican en su portal.

Mi familia ha sido históricamente católica, y estoy seguro que no les caerá en gracia esto.

¿Cómo obtiene esta gente estos datos? ¿Quién en la alcaldía responde por esto? ¿Quién protege esta información?

Cómo mejorar el tráfico en Nicaragua, de manera creativa y efectiva

Recientemente un grupo de iglesias evangélicas, acompañadas por la Policía Nacional, iniciaron jornadas de oración para que tengamos menos accidentes y muertos en el tráfico. Aunque los evangélicos están en su derecho, es triste que la Policía Nacional se preste a perder el tiempo rezando en vez de proponer planes concretos de largo plazo, y no solo para semana santa.

  • Suspender licencias de conducir a los que manejen tomados (ya hecho)
  • Suspender la venta de licor en todas las gasolineras. Ya hay cantinas en todos lados, no hace falta ponerlas en donde se compra combustible.
  • Suspender ANDIVA 5 años. Ya hay demasiados vehículos en Managua y los importadores no están aportando ninguna solución al caos vehicular.
  • Los créditos bancarios destinados a la compra de vehículos pueden ser reorientados a financiar empresas productivas o emprendedoras.
  • Que en carreteras con dos o más carriles, los buses circulen exclusivamente en el carril externo.
  • Que los conductores y asistentes en el transporte urbano colectivo tengan derecho a salarios mínimos, prestaciones de ley, seguro, y jornadas no mayor a 6 horas continuas, u 8 horas en total, y tiempos realistas para completar sus rutas. De lo contrario tenemos casos como este…

  • Que las alcaldías den incentivos para crear parqueo público para sacar vehículos que ocupan espacio innecesario en las vías públicas.
  • Modernizar los taxis, pero como industria. Eso no requiere que entre Uber o Lyft, sino permitir el pago por tarjetas vía POS o aplicación, cámaras dashcam adentro (cabina) y frente del vehículo, y un sistema de reporte de malas maniobras o denuncias de parte de los pasajeros.
  • Que la Policía Nacional asigne el presupuesto de protección de personas notables a seguridad vial, y viceversa. Le damos más dinero a los escoltas de Mauricio Funes que a los agentes de transito.

Cada una de estas ideas puede ser un proyecto que las autoridades pueden estudiar e impulsar.

Periodistas Paja

Recuerdo la vez que fui a una vela a la casa de un conocido, quien acababa de fallecer.

Bueno, no falleció. Se suicido, me enteré al llegar. Y recuerdo que, contrario a una vela normal, la casa se mantenía cerrada, como si no quisieran que se dieran cuenta de lo que paso en esa casa.

Era un momento incomodo estar ahí. Llegue con un amigo cercano del fallecido, y toda la familia estaba ahí, a puertas cerradas, y todo en silencio. El fallecido estaba en el segundo piso.

No querían que se hiciera el escándalo. Obviamente, por el suicidio, pero también porque no querían que llegará Canal 10 “a hacer la noticia”. El temor a que llegue un medio de comunicación a filmar y transmitir el dolor de una familia, antes del corte comercial.

En ese entonces no habían redes sociales que ayudaran a viralizar las noticias, y no existían los memes (inicios de los años 2000), estos comentarios gráficos con anti-moralejas, sarcasmo, o chistes crueles.

No voy a resumir como ha cambiado todo desde entonces, pero si voy a comentar que el meme ha pasado de ser un accidente o coincidencia a algo provocado.

Los medios han optado por reemplazar o complementar la nota roja (que la hacen un poquito menos ahora) por provocar memes. BBC creó BBC Dad, como un feliz accidente pero ¿que tenemos localmente?

Entrevistar a una candidata en un certamen de belleza y de la nada cambiarle el tema para hablar de matemáticas. ¿Será así de valiente con asesores presidenciales como Bayardo Arce (economía) o Salvador Vanegas (educación)?

Entrevistar a testigos sin rostro ni nombre para decir que alguien choco “en completo estado de ebriedad”, sin entrevistar a la accidentada ni a policía ni a cruz roja, y ya que la noticia no daba para más, montarla contra una amiga que llego a apoyar.

El periodista ni siquiera dio seguimiento a la noticia con policía o autoridades, pero siguen repitiendo (3 días después) el clip viral de “la noticia” en el mismo noticiero. “Seguimiento”, le dicen, solo porque alguien con un par de cervezas adentro les dijo 3 verdades y 2 malas palabras.

¿A donde vamos a parar? Ver que viene un periodista y no saber si me va a entrevistar o a intentar asaltarme y hacerme quedar como un meme en el cuarto de edición?

Estas no son Fake News, son Noticias Paja.

Periodistas que como no tienen que cubrir inventan “paja”, llegan al cuarto de edición y editan “paja”, y transmiten “paja”. Pasan todo el día dándole a la paja.

Y lo peor de esto es a quienes exponen. Exponen a personas comunes y corrientes, a estudiantes, a amas de casa, a personas que tienen problemas y que esperan, en vano, que un maje con micrófono les haga el milagro.

¿Lo hacen contra políticos? ¿contra anunciantes? ¿contra tomadores de decisión? No lo hacen porque les tienen miedo. A esos no los editan, ni les ponen efectos de sonido, ni los ridiculizan, y ni los dejarían expuestos con nota roja.

Los periodistas paja son cobardes porque se van contra el más débil, el que no se puede defender ni demandar ni retirarles pauta.  

***

Otros blogueros que se han pronunciado sobre las #NoticiasPaja

Alfonso Malespin, ¿Cuál era la noticia?

Mario Misael Centeno, La cultura del desprestigio

El Alentino, ¡De los medios amarillistas, líbranos Señor!

Emprender desde cero, o desde adentro

70% de los jóvenes nicas que trabajan no tienen seguridad social o prestaciones, en puestos como jornaleros, peones, o trabajos sin paga con familiares. Entre los que si trabajan, la mayoría de los puestos están en fábricas o construcción. (Fuente: Telenorte)

35% fue la nota promedio en una evaluación sobre que tan bien leen los alumnos de nuevo ingreso de la Universidad Centroamericana (Fuente: El Nuevo Diario). En el 2015, solo el 24.5% de los estudiantes que tomaron examen de admisión aprobó el examen de español (Fuente: El Nuevo Diario)

En el campo la oferta de trabajos es para puestos como “chapodar un potrero, ordeñar las vacas o cortar el café”, “ensilar el pasto”, “el ordeño de las vacas”. Muchos empleos son de carácter temporal, y hay mejores salarios en las maquilas o la construcción, y finalmente está la opción de la emigración y la tecnificación (que disminuye la oferta laboral). Al mismo tiempo, la mano de obra con prestaciones solo representa el 8% del total de cobertura social. (Fuente: La Prensa)

Finalmente, “las empresas nicaragüenses no están en la capacidad de emplear la demanda laboral actual”, por lo que gobierno y empresa privada impulsan el tema de emprender como alternativa al empleo. “El futuro no está en sacar una carrera y buscar empleo sino en emprender un negocio propio con creatividad e innovación”, declaró José Adan Aguerri en un foro en la UNAN Managua. (Fuente: Canal 2).

En resumen: jóvenes con educación de baja calidad solo tienen oportunidad en empleos de baja paga o emprender por su cuenta a partir de lo que aprendan en la universidad. O emigrar.

Creo que estamos haciendo responsables de emprender e innovar al eslabón con más obstáculos para alcanzarlo.

Es más fácil emprender, innovar y crear empleos desde empresas ya existentes, que partir desde cero. En una empresa en marcha, formal o no, ya se tiene experiencia, mercado, productos probados, clientes con quienes probar nuevos productos, que empezar desde cero, sin financiamiento ni experiencia, baja educación básica, y educación superior variable a la calidad de la universidad, docentes, o las aptitudes de los mismos estudiantes.

Cuando se dice que el futuro está en “emprender e innovar” porque la “empresa no puede absorber la demanda laboral” es una manera larga de decir “sálvese quien pueda”.

El primero espacio para innovar debería estar dentro de las empresas ya existentes, y no venir a sermonear a los recién graduados para que empiecen desde cero y desde abajo.

Es simplemente imposible que tengamos 6 millones de empresarios en el país, cuando podríamos tener 250,000 empresas bien manejadas y con espacios para innovación e inserción laboral, capacitación, formación basada en los desafíos reales de las empresas; 250,000 espacios de colaboración y trabajo en equipo.

Todo esto de emprender “desde cero”* nos ha hecho olvidarnos de muchas otras formas de trabajo colectivo, desde los co-working hasta las cooperativas, de las sociedades hasta las redes de organizaciones, de emprender desde dentro y crear los espacios para que suceda. Hay que ser más zebra, menos unicornio.

PS: Hay que aceptar que iniciar “desde cero” tiene un valor muy distinto al lugar, momento, privilegios, y oportunidades que hayas tenido enfrente y de como las has aprovechado. No todos los “ceros” valen lo mismo.